Europa vuelve a descubrir la Luna con el SMART-1

18 agosto 2006

ESA PR 30-2006. Europa ya puede decir que también estuvo en la Luna. Si observas la Luna de cerca a primeras horas del 3 de septiembre (en torno a las 07.40, horario de verano central europeo, según las previsiones) quizás veas cómo un satélite europeo se posa en su superficie.

La historia empezó en septiembre de 2003, con el despegue de un lanzador Ariane 5 desde Kourou, Guyana Francesa, para situar al satélite lunar SMART-1 de la ESA en la órbita terrestre. El SMART-1 es un pequeño satélite no tripulado de un peso de 366 kilogramos que podría caber en un cubo de un metro de lado, si excluimos los paneles solares de 14 metros de longitud (plegados durante el despegue).

Tras el lanzamiento y en una órbita terrestre baja, el impulso suave aunque constante del innovador motor eléctrico que expulsa iones de gas xenón hizo que el SMART-1 girara en espiral en torno a la Tierra, distanciándose de ella hasta que, tras un largo recorrido de unos 14 meses, fue “atrapado” por la fuerza de gravedad de la Luna.

Para cubrir los 385.000 km que separan la Tierra de la Luna en línea recta, dicho motor, de una eficacia extraordinaria, propulsó al satélite en un vuelo en espiral de 100 millones de km con un consumo de ¡60 litros de combustible! El satélite fue atrapado por la Luna en noviembre de 2004 y empezó su misión científica en marzo de 2005 en una órbita elíptica en torno a los polos. El SMART-1 de la ESA es actualmente el único satélite artificial que gira alrededor de la Luna, preparando el terreno para la flota internacional de orbitadores lunares que se lanzará a partir de 2007.

La historia está a punto de acabar. En la noche del sábado 2 al domingo 3 de septiembre, si se observa la Luna con un telescopio potente es posible que uno contemple un acontecimiento muy especial. Al igual que la mayoría de sus predecesores lunares, el SMART-1 finalizará su viaje y la exploración de la Luna descendiendo de manera relativamente abrupta. El impacto se producirá en una zona de la superficie lunar denominada “Lago de la Excelencia”, situada en la región central del sur del disco visible de la Luna a las 07.41 CEST (05.41 UTC), o cinco horas antes si tropieza en su camino con un pico desconocido.

La historia está a punto de acabar

Después de 16 meses recopilando resultados científicos en órbita elíptica alrededor de los polos lunares (a distancias de 300 a 10.000 km), la misión está a punto de concluir. El satélite ya ha descendido a una altura por debajo de los 300 km de la superficie lunar y se aproximará a objetivos específicos de la Luna antes de posarse de manera controlada (controlada en el sentido de dónde y cúando). Allí “perecerá”.

“El impacto a baja velocidad (2 km/segundo) del SMART-1 producirá un cráter de 3 a 10 m de diámetro”, dice el Jefe Científico de SMART-1 Bernard Foing, ““es decir, no más grande que el que crearía un meteorito de 1 kg al caer sobre una superficie ya muy afectada por los impactos naturales”

Los controladores de la misión, con base en el el ESOC (Centro Europeo de Operaciones Espaciales) de Darmstadt, cerca de Frankfurt, en Alemania, supervisarán paso a paso los momentos finales antes del impacto.

Se utilizarán grandes telescopios antes y durante el impacto para realizar observaciones con varios fines:

  • Estudiar las características físicas del impacto (material expulsado, peso, dinámica y energía generados).
  • Analizar los componentes químicos de la superficie mediante la captación de radiación específica emitida por el material expulsado (‘espectro’)
  • Contribuir a la evaluación tecnológica, es decir, entender lo que sucede en el vehículo al impactar para saber mejor cómo preparar experimentos de impacto futuros (por ejemplo, para el caso de satélites que deban interceptar meteoritos que amenacen nuestro planeta)

Informe para la prensa el 3 de septiembre, gran conferencia de prensa el 4 de septiembre

Los representantes de la prensa que deseen contemplar el impacto desde el ESOC y compartir la emoción del momento con especialistas y científicos disponibles para entrevistas a primeras horas de la mañana del domingo 3 de septiembre, o asistir a la conferencia de prensa del lunes 4 de septiembre para reseñar los primeros resultados del impacto, deberán rellenar el formulario de registro adjunto y enviarlo por fax a la Oficina de comunicación del ESOC antes del jueves 31 de agosto.

Para obtener más información se puede consultar el comunicado de prensa completo, en inglés, y visitar: http://www.esa.int/SPECIALS/SMART-1/index.html para conocer la última información.

Copyright 2000 - 2014 © European Space Agency. All rights reserved.