La misión europea DELTA concluye satisfactoriamente con el aterrizaje de la Soyuz

André Kuipers
30 abril 2004

ESA PR 24-2004. La misión DELTA a la Estación Espacial Internacional (ISS), que ha durado 11 días, ha finalizado satisfactoriamente tras el aterrizaje del módulo de mando de la Soyuz TMA-3, que transportaba al astronauta holandés de la ESA, André Kuipers, y a la tripulación de la Expedición 8 de la ISS. El aterrizaje se ha producido esta madrugada cerca de la ciudad de Arkalyk, en Kazajstán, a las 07:12 hora local (02:12 hora centroeuropea), después de tres horas de vuelo.

La misión, que incluía una estancia de nueve días en la Estación Espacial Internacional, se ha desarrollado impecablemente, y se han cumplido todos los objetivos principales. El programa de experimentación intensivo se ha llevado a cabo satisfactoriamente, la tripulación de la Expedición 8 ha sido relevada y la nave espacial Soyuz TMA-3, que había permanecido estacionada en la ISS durante los pasados seis meses para hacer de bote salvavidas de la tripulación, ha sido sustituida.

Ayer, tras el cierre de la escotilla entre la Soyuz TMA-3 y la ISS, unas seis horas y media antes del aterrizaje de hoy, la tripulación llevó a cabo las comprobaciones y procedimientos rutinarios previos al desacoplamiento. Tres horas más tarde aproximadamente, la nave espacial se desacopló de la ISS con Kuipers de Ingeniero de vuelo, sentado a la izquierda del cosmonauta de la Agencia Espacial Federal Rusa, Alexander Kaleri, Comandante de la Soyuz. Kaleri y el segundo Ingeniero de vuelo, Michael Foale (NASA), formaban parte de la tripulación de regreso de la Expedición 8, que había permanecido estacionada en la ISS desde el 20 de octubre. Durante estos seis meses, Michael Foale había sido el Comandante de la ISS.

Todas las fases de la reentrada se fueron produciendo según los planes previstos. Antes de producirse la reentrada, la Soyuz TMA-3 se dispuso para la fase de separación modular, los módulos de la nave espacial y de ensamblaje de instrumentos se desacoplaron del módulo de mando y se desintegraron en la atmósfera terrestre. A diferencia de los otros dos módulos, el módulo de mando a bordo del que viajaba la tripulación estaba equipado de un aislante térmico y adoptó un perfil de vuelo distinto, por lo que entró en la atmósfera terrestre unos 25 minutos antes del aterrizaje. El paracaídas principal del módulo de mando se desplegó 10 minutos después.

Durante la misión DELTA, André Kuipers se ha encargado de llevar a cabo uno de los programas de experimentación más completos realizados hasta el momento por un astronauta europeo en la Estación Espacial Internacional, en los campos de la fisiología humana, biología, microbiología, ciencias físicas, observación terrestre, educación y tecnología. Muchos de estos experimentos han sido desarrollados por investigadores holandeses y construidos por instituciones de investigación e industrias holandesas.

“Estoy muy satisfecho con la ejecución del programa de experimentación”, ha afirmado el científico de la misión Delta de la ESA, Marc Heppener, también de nacionalidad holandesa. “André ha tenido una agenda muy apretada estos últimos 11 días. También estoy muy satisfecho de haber obtenido resultados científicos durante la propia misión, como en el caso del experimento ARGES que permitirá una nueva generación de lámparas de ahorro de energía. Al principio de la misión hubo un par de problemas con los experimentos y las instalaciones. No obstante, estos problemas no han ensombrecido los logros generales del programa y de la misión. Los resultados obtenidos a partir de los experimentos tendrán sin duda un gran impacto en muchos aspectos, tanto en la Tierra como en el espacio.”

Los experimentos han arrojado resultados que podrían contribuir al desarrollo de la industria, por ejemplo, para desarrollar sistemas de iluminación para estadios deportivos y carreteras y sistemas de refrigeración más eficientes. Miles de escolares holandeses, alemanes y de otras nacionalidades realizaron el mismo experimento de germinación de semillas que André Kuipers en la ISS, con lo que también sacaron provecho de la misión. Los beneficios educativos de la misión se prolongarán en el futuro gracias a la elaboración de materiales educativos que van a distribuirse a lo largo de 10.000 colegios de toda Europa. Estos materiales se han recopilado utilizando secuencias de vídeo de experimentos tomadas en la ISS durante la misión.

La misión DELTA ha sido patrocinada por el gobierno holandés, a través del Ministerio de Educación, Cultura y Ciencia y el Ministerio de Economía. Durante el transcurso de la misión, André Kuipers ha mantenido numerosos contactos con los medios de comunicación holandeses, y ha mantenido conversaciones con los ministros holandeses Maria van der Hoeven y Laurens Jan Brinkhorst y con el primer ministro Jan Peter Balkenende. André también ha tenido la oportunidad de hablar con los alumnos que habían ganado el concurso "Zeg het ISS" y de responder a sus preguntas a través de señal de radio.

"El éxito de la misión DELTA demuestra una vez más que el trabajo en equipo en las actividades espaciales amplía las posibilidades para el futuro", afirma Jörg Feustel-Büechl, Director de Vuelos Espaciales Tripulados de la ESA. "La cooperación entre la ESA y la Agencia Espacial Federal Rusa sigue dando excelentes resultados. Se trata de la quinta misión Soyuz a la ISS con un astronauta de la ESA, y el éxito obtenido anuncia más misiones Soyuz en un futuro; de hecho, ya se están preparando dos misiones más para el año que viene. El próximo vuelo de un astronauta de la ESA a la ISS en una Soyuz rusa tendrá lugar probablemente en abril de 2005. Además de la influencia positiva que la misión DELTA va a tener en la comunidad científica, nos satisface que la industria haya adoptado un papel tan entusiasta en el programa de experimentación de la misión, y que las generaciones más jóvenes puedan beneficiarse de haberse visto implicadas de forma directa en la misión.

Estamos muy satisfechos de la profesionalidad que André Kuipers ha puesto de manifiesto a la hora de realizar su labor en su primera misión en el espacio. Esta misión ha elevado el nivel de experiencia de la ESA, no sólo del cuerpo de astronautas europeos de cara a futuras misiones a corto y largo plazo, sino también del personal de control de misiones."

Además del programa de experimentación, la misión DELTA ha servido para relevar la tripulación a bordo de la ISS. La tripulación de la Expedición 8 a la ISS, formada por Alexander Kaleri y Michael Foale, llegó a la ISS el 20 de octubre del pasado año junto al astronauta de la ESA Pedro Duque, que regresó de la misión Cervantes tras 8 días en la ISS. La tripulación de la Expedición 8 a la ISS ha sido ahora sustituida por la tripulación de la Expedición 9, Gennady Padalka y Edward Fincke (NASA), que llegaron junto con André Kuipers a la ISS en la nave Soyuz TMA-4 el pasado 21 de abril y tienen previsto regresar el próximo mes de octubre.

Si desea obtener más información, póngase en contacto con:

ESA Media Relations Division
Tel: +33(0)1.53.69.7155
Fax: +33(0)1.53.69.7690

Michel van Baal
ESTEC Communication Office
ESA/ESTEC
Noordwijk (Holanda)
Tel: +31 (0) 71 565 3008
Tel: +31 (0) 71 565 5728
E-mail: Michel.van.Baal@esa.int

o

Dieter Isakeit
Erasmus User Centre and Communication Office
Directorate of Human Spaceflight
ESA/ESTEC
Noordwijk (Holanda)
Tel: +31 (0) 71 565 5451
Tel: +31 (0) 71 565 8008
E-mail: Dieter.Isakeit@esa.int

Copyright 2000 - 2014 © European Space Agency. All rights reserved.